Chimpy: “Con nosotros puedes alquilar una batería externa y quedártela el tiempo que necesites”

| 29 octubre, 2019 | 0 comentarios

Chimpy: “Con nosotros puedes alquilar una batería externa y quedártela el tiempo que necesites”

Uno de los mayores males del siglo XXI es quedarse sin batería en el móvil. Tenemos tal dependencia del smartphone para la mayor parte de aspectos de nuestra vida, que el hecho de que el nuestro agote su carga puede resultar un auténtico drama. Afortunadamente una startup suiza llamada Chimpy ha llegado al rescate. Esta compañía proporciona un servicio de batterysharing para que nunca más tengamos que enfrentrarnos a esta incómoda situación. O que si lo hacemos, estemos respaldados.

Javier Bilbao, Country Manager de Chimpy en España, ha hablado con Applicantes en exclusiva antes de que la compañía anuncie su llegada oficial al mercado español. En los próximos días la firma comenzará a ofrecer su solución en la ciudad de Barcelona.

– ¿Cómo funciona Chimpy y su sistema de renting?

– Nosotros lo que hacemos es dar un servicio de alquiler de baterías. La diferencia con otro tipo de negocio es que las alquilamos, no las vendemos. Cuando alguien se está quedando sin carga en su teléfono en la calle lo que puede hacer es ir a un kiosco o un estanco, que son los establecimientos con los que estamos trabajando, y alquilar una batería.

Cuando la alquila la puede usar durante el tiempo que necesite, un día, cinco días, una semana, y después la puede devolver en cualquier otro kiosco o estanco asociado al servicio también. De momento tenemos unos 50 en Barcelona. Lo que intentamos solucionar es un problema bastante actual, que es cuando te quedas sin batería en el móvil. Tratamos de brindarte una solución en ese momento muy cerca de donde estés, a 5 minutos caminando de donde sea que estés en la ciudad.

El servicio nació en Suiza hace unos cuatro o cinco años. Allí ya tenemos más de 1.200 puntos de venta asociados, ofreciendo el servicio por todo el país. Lanzamos también a principios de este año en Hamburgo y Berlín a través de la misma colaboración, con la misma empresa que trabajamos en Suiza. También hemos lanzado el servicio en Alemania.

Dado que la necesidad existe en cualquier lugar, pensamos que sería bueno lanzar el servicio también en otras ciudades europeas y una de ellas fue Barcelona. Por eso me han contratado a mí, para montar el negocio en las principales ciudades: Barcelona y Madrid. Hemos escogido primero la Ciudad Condal. París y Viene son las próximas ciudades en las que lanzaremos.

– En Suiza y los otros países, además de kioscos, ¿en qué otros puntos o establecimientos están disponibles las baterías de Chimpy?

– Son sobre todo kioscos y librerías. El tema es que Suiza y Alemania funcionan un poco diferente porque el estanco está incluido dentro del kiosco. Lo interesante de trabajar con estos establecimientos y no trabajar con otro tipo, como bares, restaurantes o supermercados, por ejemplo, es que el usuario entra, está un minuto y se va. Puede suplir la necesidad que tiene en tan solo 60 segundos. Es como una tienda de conveniencia, que entras y sales muy rápido.

– ¿Qué coste tiene para el usuario el alquiler?

– El alquiler cuesta 3 euros. Dentro de estos 3 euros puede utilizar la batería y quedársela durante una semana. Al cabo de una semana hay un recargo de 2 euros por cada semana adicional en la que no la devuelva. También hay un depósito de 15 euros que se le devuelve cuando devuelve la batería.

– ¿Por qué pensáis vosotros que este servicio es necesario cuando una persona se puede comprar una Power Bank y llevarlo en su bolso para usarlo si lo necesita?

La verdad es que cuando yo empecé a trabajar en la empresa yo me preguntaba algo parecido. Y lo que pasa es que realmente cuando más se necesita batería en el móvil la mayoría de gente no lleva consigo el Power Bank, lo tiene en casa, o si lo lleva consigo está sin carga.

Sí que es verdad que hay mucha gente que viene preparada, que además de cargar el móvil también carga la batería portable por si se va a quedar sin carga durante el día, pero a la gran mayoría se le olvida o si la tiene en la mochila pues la tiene también descargada.

Hicimos una encuesta entre nuestros usuarios aquí en Suiza y preguntamos si tenían una batería externa propia. El 60% de la gente sí que tenía. Es decir, eran usuarios nuestros porque pese a poseer una Power Bank cuando necesitaban carga no la tenían consigo.

– El hecho de que se esté incrementado la presencia de puntos de recarga en espacios públicos, ¿no supone un riesgo para vosotros?

– Sí, es verdad que en paradas de bus, dentro de los trenes, etc, ya lo hay. Incluso algunos ya tienen la entrada USB. Esto está muy bien. Si estás esperando al bus y puedes cargar tu móvil durante 5 minutos o estás en el tren y lo puedes cargar durante 10 minutos está genial. Pero es poco tiempo para que puedas seguir con tu día.

Lo nuestro lo que puedes hacer es cogerla, alquilarla y quedártela durante el tiempo que necesites y vas a cargar tu móvil de 0 a 100 garantizado. Así que no supone un riesgo muy alto, no está mal para los que necesiten solo un poquito.

Chimpy: “Con nosotros puedes alquilar una batería externa y quedártela el tiempo que necesites”

– ¿Habéis tanteado el mercado? Existen empresas como Bat2Go que están haciendo algo parecido a vosotros. ¿Cuál es vuestra ventaja diferencial?

– La solución que ofrecen ellos es un poco diferente a la nuestra. El servicio que ofrecen ellos es exactamente el mismo que se suele proporcionar en China y en Asia, que es un mercado muy grande y donde se ha vuelto muy común. Lo que necesitas es una aplicación para desbloquear una batería que está sujeta a una especie de ‘tostadora’. Simplemente te llevas la batería y ya está y para entregarla es más o menos parecido. Ellos te cobran por el uso que has hecho, creo que es por minutos o por cada media hora. Es diferente, tiene sus ventajas y desventajas.

Nosotros, sin embargo, creemos que es bueno el contacto humano. Que vayas a un kiosco y le pidas la batería al kiosquero o estanquero y te lo puedes llevar como cualquier otro tipo de producto. Eso supone que tú sigues con tu vida de la misma manera, no hay ningún cambio. Eso pensamos que es una ventaja.

La otra ventaja sería que no necesitas batería en el móvil para alquilar una batería nuestra. No hace falta que lo hagas con una aplicación en el móvil. Es decir, si te has quedado sin batería puedes ir al kiosco simplemente a pedir una y te la darán. Con otro tipo de solución necesitas desbloquear la batería con tu móvil.

La última ventaja sería que no hace falta que te registres. Esto lo puedes hacer de manera anónima. De la misma manera que compras una botella de agua, puedes alquilar una batería Chimpy. En cambio, con las otras soluciones debes instalarte la app, registrar tu tarjeta de crédito y eso es una barrera para alquilarla.

– Pero vosotros también tenéis una app, ¿no?

– Tenemos una aplicación que puedes usar para alquilar si quieres, pero si no lo puedes hacer de manera anónima. La app te dice un poco dónde están los puntos de venta. Pero lo que nosotros queremos lograr es estar en la gran mayoría de estancos y de kioscos de Barcelona para ponérselo más fácil.

Chimpy: “Con nosotros puedes alquilar una batería externa y quedártela el tiempo que necesites”

– Con la posibilidad de alquilar las baterías de manera anónima, ¿cómo controláis que una persona no se quede la batería? ¿Están geolocalizadas o algo?

– La persona cuando alquila la batería paga los 3 euros de alquiler más 15 de depósito. Nosotros decimos: “Mira, si lo que quieres hacer es comprarla, es mejor que compres otro tipo de Power Banks, como las que venden en el super o por Internet”. Pero si alquilas una batería nuestra y al final no la quieres devolver porque te gusta el diseño o porque quieres quedártela, pues no pasa nada, también te la pueden quedar. Simplemente pierdes el depósito y es como si vendiéramos la batería por 18 euros.

No obstante, cada estanco y cada kiosco tiene un perfil en nuestro sistema. Cada vez que se alquila una batería tienen que escanear un código de barras que está detrás de la batería. De esa forma nosotros sabemos que el negocio de X ha alquilado diez baterías este mes. Y lo mismo pasa cuando te la devuelven. Así desde Chimpy podemos conocer cuántas baterías tiene un kiosco alquilado y cuántas le han devuelto. Mediante este sistema también se nos informa de cuándo hay que surtir a un kiosco con más baterías.

– ¿Cuándo surgió Chimpy como startup, qué financiación tiene y qué inversores están detrás?

– La empresa se fundó en 2013 y ha pivotado. Comenzó con una idea muy diferente a esta. Al principio lo que hacían era ofrecer un servicio de cambio de baterías triple A, que son las típicas que están en las puertas de las habitaciones de los hoteles a las que se accede con una tarjeta. Ese sistema lleva cuatro baterías triple A. Así que es un gasto para el hotel tener que ir cambiando todas las baterías.

Nuestra compañía lo que hacía era ofrecer el servicio íntegramente y después reciclar las baterías. Cuando poníamos las nuestras eran baterías recargables, así que podíamos ir cargándolas y ponerlas otra vez en su sitio. Contábamos con varios hoteles aquí en Suiza a los que le dábamos el servicio. Junto a esto empezamos a dar también el servicio de alquiler de baterías de Power Bank para cargar el móvil. Poco a poco este sector se fue comiendo al otro hasta que dejamos de ofrecer el primero.

En cuanto a la financiación estamos bastante orgullosos porque hemos tenido beneficios cada mes durante los últimos dos años. Es decir, no hemos necesitado inversión exterior de inversores o VC en los últimos dos años porque generamos más dinero del que gastábamos. De todas maneras, dado que 2019 es nuestro año de la expansión internacional en Europa sí que estamos considerando levantar más dinero y cerrar una ronda de financiación.

Chimpy: “Con nosotros puedes alquilar una batería externa y quedártela el tiempo que necesites”Chimpy: “Con nosotros puedes alquilar una batería externa y quedártela el tiempo que necesites”

Alberto Payo

Alberto Payo

Periodista especializado en tecnología y cultura. Co-fundador y responsable editorial de Applicantes. Ex redactor jefe de Itespresso y colaborador de El Mundo (Fcinco), Muy Interesante, Business Insider, BYZness, Merca2 y Dipcom Corporate. Amante de la fotografía, el cine, los comics, los viajes y el buen humor.
Seguir a @albertopayo
Alberto Payo
×

Escribe un comentario