Back Market: “Los productos reacondicionados también facilitan la compra de productos nuevos”

| 13 noviembre, 2018 | 0 comentarios

Back Market: "Los productos reacondicionados también facilitan la compra de productos nuevos"

¿Comprar un smartphone nuevo o uno de segunda mano? Desde hace unos años esta dicotomía ha dejado de ser tal, gracias al impulso de los dispositivos reacondicionados (o ‘refurbished’ en inglés) y su entrada en medio de la ecuación. Se trata de productos que han sido reparados y que funcionan perfectamente. Son -por compararlos con el negocio de la automoción- los gadgets de ‘kilómetro cero’, dispositivos que provienen de exposiciones, que se han usado para mostrárselos a prensa o clientes, que han tenido algún pequeño desperfecto de fábrica o en el transporte y a los que se les da una segunda vida. ¿Sus ventajas? Que además de venderse a mitad de precio respecto a los gadgets nuevos, ayudan a cuidar el medio ambiente y reducir los residuos.

En este terreno es en el que se mueve Back Market, una startup francesa con un marketplace de todo tipo de dispositivos electrónicos y electrodomésticos reacondicionados. Su cofundador y CEO, Thibaud Hug de Larauze, ha recibido a Applicantes en el Web Summit de Lisboa para hablar sobre cómo funciona su plataforma y cuáles son sus planes de futuro.

– ¿Cómo se fundó Back Market?

– La fundamos hace justo cuatro años. Antes de crear la empresa yo trabajaba con varias empresas que estaban reacondicionando smartphones y les estaba ayudando a vender sus productos en la web, en plataformas como Fnac, Amazon, etc. Cuando iba a visitar a las empresas vi y aprendí todos sus procesos para reacondicionar los productos y adquirí todo el know-how.

Me di cuenta de que para el consumidor no había ninguna manera de saber si el producto usado es diferente, que no tiene garantía, si ha sido usado por un profesional, si los componentes van a durar, si no hay garantía del consumidor, etc. También percibí que era muy diferente respecto a los nuevos productos también porque son dos veces más baratos.

El valor de los productos reacondicionados está entre el producto usado y el producto nuevo y encontré que no había ninguna plataforma online que estuviera proponiendo al consumidor únicamente este tipo de artículos. La idea me pareció genial, porque vi que estas empresas daban una segunda vida a un dispositivo electrónico que cuesta bastante dinero y al mismo tiempo ofrecían al consumidor poder comprar productos más baratos y con una garantía. Era un win-win para ambas partes y faltaba solamente un actor intermediario que aunara a todos los profesionales y pudiera educar al usuario sobre los dispositivos reacondicionados.

Back Market: "Los productos reacondicionados también facilitan la compra de productos nuevos"

– ¿Qué ha ocurrido en los últimos años para que los fabricantes se hayan comenzado a dar cuenta de que algo pasa y hayan empezado a lanzar sus propias líneas de productos reacondicionados? ¿Por qué se ha dado ese cambio de mentalidad en las grandes marcas?

– Si, ha sido un auténtico cambio de mentalidad. Cuando nacimos en 2014 pensábamos que íbamos a ir directamente contra las marcas porque nuestra meta era ofrecer una alternativa contra los productos nuevos. Sin embargo, después de un año o un año y medio empezamos a trabajar directamente con los fabricantes. Fue una excepcional noticia para Back Market.

Para ellos, para Apple o Samsung, comenzó a ser importante que sus productos tengan un valor residual máximo que ayuda a que, cuando lanzan otro producto nuevo, los consumidores puedan vender lo que tenían antes y adquirir la novedad. La circularidad es un tema muy relevante para los fabricantes y nos hemos convertido en un actor muy importante para ellos gracias a que damos una segunda vida a sus dispositivos electrónicos.

– ¿Quiénes son vuestros competidores? ¿Otras webs que comercializan solo productos reacondicionados, retailers como Fnac que tienen su sección de reacondicionados o los propios fabricantes que hacen la venta directamente?

– Nuestros competidores son las plataformas generalistas que venden productos reacondicionados, aunque no sean especialistas en ello. Es el caso de eBay, Milanuncios, Amazon, etc. De momento no tenemos un competidor que esté dedicado en exclusiva a nuestro vertical y ofrezca solamente dispositivos reacondicionados. Teniendo en cuenta lo gigantescas que son estas plataformas con las que rivalizamos es muy importante para nosotros mantenernos como el especialista del sector.

– Hace un par de semanas se ha impuesto una sanción económica contra Samsung y Apple en Italia reconociendo que sus productos cuentan con ‘obsolescencia programada’. Es la primera vez que se reconoce algo así por parte de un país y se multa y puede que suponga un precedente legal para otros lugares. ¿Vosotros podéis considerar la sentencia como una victoria, en el sentido de que puede ayudar a que se consuman más productos reacondicionados, o supone un peligro porque las marcas reflexionen e intenten evitar dicha obsolescencia?

– No es una victoria. El tema de la duración de los productos está en el aire y empieza a ser una preocupación importante para los estados. Hay demasiado despilfarro y residuos de productos electrónicos. El último año fueron 50 millones de toneladas y va en aumento. Eso es un problema real.

No podemos considerar que sea una victoria para nosotros, porque la economía circular necesita a las marcas para facilitar la segunda vida de los productos (y la tercera). Como te comentaba antes, esto también es estratégico para ellos porque facilita la compra de productos nuevos. No todos los consumidores pueden pagar 1.000 euros cada año para ‘equiparse’. Tienen que maximizar el valor residual de los productos.

Es positivo para los ciudadanos saber que hay estados preocupados y comprometidos con que los productos duren más, pero las marcas no son nuestras enemigas y están trabajando en esto. Aún tienen mucho que hacer, pero ahora mismo están en la buena dirección.

Back Market: "Los productos reacondicionados también facilitan la compra de productos nuevos"

– Algo tiene que estar cambiando cuando incluso en Web Summit una de las conferencias inaugurales ha sido la de la vicepresidenta de Medio Ambiente de Apple, Lisa Jackson… Parece que la economía circular empieza a estar muy de moda, ¿no?

– No sé si está de moda o es una necesidad. El gasto en productos electrónicos es descomunal y está creciendo vertiginosamente, pero eso no puede continuar así mucho tiempo porque los recursos son limitados y se agotan. A medida que haya menos recursos, los precios de los productos nuevos van a elevarse, así que no hay otra opción que consumir más los dispositivos que ya están fabricados y que son perfectamente funcionales. Mi teléfono, por ejemplo, tiene cuatro años y está perfecto.

El problema es la obsolescencia en la mente del consumidor, la ‘obsolescencia psicológica’. La publicidad y el marketing les lleva a pensar que cada año necesitan hacerse con el nuevo modelo que está mejor. Sin embargo, tenemos que conservar los productos durante más tiempo porque es mejor para todos.

– ¿Qué marcas, dispositivos y modelos tienen más demanda en Back Market?

– En general los productos electrónicos, aunque también están creciendo mucho los electrodomésticos. Lo que más se está vendiendo ahora son los productos Apple porque el precio de sus productos nuevos está bastante alto y el consumidor está bastante interesado en comprarlos más barato.

Todos los dispositivos electrónicos que cuentan con un precio bastante alto o alto para el consumidor tiene sentido venderlos como reacondicionados por una razón de coste y de garantía también. Este año hemos notado un gran crecimiento en las ventas de tablets y ordenadores. También las teles están creciendo mucho.

– Me gustaría hablar ahora del mercado español. En España durante mucho tiempo la mentalidad general ha sido la de que había que comprar cosas nuevas y los artículos de segunda mano estaban muy mal vistos. Creo que eso está cambiando porque han ayudado mucho a ello plataformas como Wallapop. ¿Cómo veis vosotros este mercado ahora mismo?

– Para nosotros el mercado español es el que mayor crecimiento tiene en Back Market. Esa mentalidad debe haber cambiado totalmente porque nuestras visitas y tráfico en España está aumentando exponencialmente y las ofertas también. Creo que valoran Back Market porque les damos verdaderas garantías y un buen servicio al cliente si hay problemas. Con nosotros no hay esa preocupación de que puedas perder todo tu dinero si un producto no funciona.

Back Market: "Los productos reacondicionados también facilitan la compra de productos nuevos"

– ¿Qué otros países son importantes para vosotros y a qué nuevos territorios queréis expandiros?

– Back Market ahora es líder en Europa en cuanto a la distribución de productos reacondicionados. Estamos en Francia, España, Italia, Alemania y Bélgica y desde hace meses aterrizamos en EE.UU. Todos los mercados son importantes para nosotros y lo relevante es que no somos una plataforma local, sino que nuestra meta es revolucionar la manera en la que los usuarios consumen productos electrónicos como una alternativa a la compra de productos nuevos. Eso es un problema global, que está en todos los países del mundo. Queremos ser una marca global líder. Nos sentimos satisfechos sabiendo que nuestro crecimiento está ligado al impacto positivo que tenemos. Cuanto más vendemos y crecemos, mayor beneficio para el medio ambiente.

– Pero, Thibaud. ¿Hay algún mercado en concreto que tengáis en el punto de mira?

– EE.UU es un mercado gigante. Son 300 millones de personas. Y en toda Europa somos menos de 200 millones. Tenemos un poco de trabajo por delante para dar servicio a todo el mercado americano. También queremos desarrollarnos en toda Europa.

– En junio cerrasteis una ronda de financiación de 41 millones. ¿Qué ha supuesto para vosotros la operación?

– Nos ha servido para desarrollarnos a nivel mundial, porque ya tenemos la prueba de que funciona el modelo y ambas, la demanda y la oferta, están maduras y crece a ambos lados. Como somos el primer y único marketplace vertical dedicado hay un lugar para que nos expandamos globalmente y eso requiere dinero.

– En teoría, la legislación referente a productos reacondicionados no obliga a sus vendedores a sustituir o reemplazar un producto que da problemas, solo a repararlo. ¿Nos puedes resumir la política de garantías que tenéis vosotros?

– Ofrecemos un tiempo de garantía mínimo de un año. En este intervalo si se produce un fallo técnico de un producto lo arreglamos en dos días laborables. Tenemos una política de calidad que tienen que respetar todos los vendedores en la plataforma. Nuestro trabajo es asegurarnos de que estas garantías para el consumidor están bien aplicadas. Además del año, el usuario puede optar por una garantía extra que se extiende a 2 años e incluso puede adquirir un seguro por rotura o robo. Estamos muy cerca de ofrecer garantías como la de los productos nuevos.

Si hay un fallo técnico y no somos capaces de reparar el producto, obligamos al vendedor a sustituirlo por otro para que el consumidor tenga un dispositivo equivalente o mejor.

Acerca del Autor:

Periodista y blogger especializado en tecnología y cultura. Co-fundador y responsable editorial de Applicantes. Ex redactor jefe de Itespresso y colaborador de El Mundo (Fcinco), Muy Interesante, Merca2 y Dipcom Corporate. Amante de la fotografía, el cine, los comics, los viajes y el buen humor.Seguir a @albertopayo
×

Escribe un comentario